Principales diferencias entre créditos y préstamos

Negocios y Finanzas

En todo esto de los productos financieros resulta muy común confundir lo que son los créditos y préstamos aunque esto puede tener su origen en el hecho de que en términos de marketing financiero se suele usar ambas palabras sin especificar mucho sobre sus características sobre todo cuando está enfocado a los publicistas pero en realidad los créditos y préstamos son productos financieros distintos por lo que si uno va a hacer la solicitud de alguno de ellos debe entender las principales diferencias.

En breves palabras un crédito es un tipo de préstamo o se puede considerar así pero “virtual” es una línea o monto fijado previamente por la entidad financiera para que el cliente pueda disponer de dicho dinero aunque no se hace efectivo al momento, los créditos suelen estar disponibles para el cliente pero por partes y usando para ello una tarjeta, el cliente puede usar una parte del monto concedido cuando lo necesite usando la mencionada tarjeta y la devolución implica no solo una comisión si no también otros gastos, mientras se vaya haciendo la devolución en cuotas se podrá volver a hacer uso del saldo siempre que no se exceda del límite establecido en un primer momento.

prestamos rapidos

Un préstamo normalmente la suele realizar un banco otorgando una cantidad de dinero siendo la principal condición que el beneficiario del préstamo cumpla con devolver la cantidad prestada sumado con los intereses en un plazo de tiempo establecido al momento de realizar la operación, los intereses suelen aplicarse en el monto total del dinero prestado y en cuotas que pueden ser mensuales, trimestrales y semestrales, esto ya depende de la entidad bancaria.

Ventajas de los préstamos rápidos

Esto también puede aplicar a los créditos rápidos pero en especial los prestamos rapidos tiene ventajas importantes como son el ser más factibles al momento de solicitarlo, hoy en día ya todo esto se puede hacer por Internet, desde casa o el trabajo presentando documentos a petición de la entidad que otorgará el préstamo aunque hay que mencionar que suelen ser básicos, normalmente no hace falta de un aval como sí ocurre con un préstamo convencional.

Ventajas de prestamos rapidos

Las entidades financieras hoy en día también le dan mucho énfasis a la privacidad de los datos de los solicitantes sobre todo por lo mencionado antes que es la solicitud vía Internet, además hay que tener en cuenta que de haber realizado los trámites de forma correcta tras la aprobación de estos préstamos el dinero puede estar listo en un máximo de 24 o 48 horas dependiendo de la entidad.

También hay que tener en cuenta que no resulta necesario contratar un producto financiero adicional, a diferencia de los créditos los préstamos no hacen uso de tarjetas y en la mayoría de los casos no hace falta explicar la finalidad del préstamo, sumado todo esto podemos concluir que son una alternativa muy buena con respecto a productos financieros tradicionales pero es necesario también tener en cuenta algunas condiciones que aplican las empresas prestamistas y las responsabilidades de todo cliente en este tipo de operaciones.

Deja un comentario